REFRAMING. ¿QUÉ ES EL REENCUADRE?

Salud emocional

REFRAMING. ¿QUÉ ES EL REENCUADRE?

Seguramente ya habrás escuchado varias veces decir que lo que caracteriza una experiencia no es la experiencia misma sino la manera con que quieres verla. Reframing, o reencuadre, significa ver una situación o experiencia desde una perspectiva diferente. Se trata de tomar esa experiencia e interpretarla de una forma nueva, es decir, verla desde un “marco” nuevo. Ver una situación (evidentemente sobre todo una que nos preocupa) desde otro punto de vista nos permite cambiar su significado, modificando la forma en que percibimos la situación y por lo tanto nuestras respuestas y comportamientos también cambian.

Si estamos de acuerdo que cualquier situación en la vida puede verse de formas diferentes y que de todo podemos traer algún tipo de beneficio, entonces estamos abiertos a las posibilidades que cada situación esconde. Y esto no es simplemente ser positivos o quizás por algunos hasta ingenuos; esto es empezar a crear el cambio a partir de nuestra propia forma de ver las cosas. Lo cual demuestra que el resultado de una experiencia lo decimos nosotros…

Pero vamos a ver algún ejemplo práctico. Has sido víctima de una estafa: habrás aprendido entonces una lección importante para que no te vuelva a pasar lo mismo en el futuro. Te despidieron del trabajo: ahora puedes elegir sentirte libre para hacer lo que siempre has querido hacer. Sientes que no vas a ningún lado: podrías verlo desde un marco de desconfianza, sin embargo, mirándolo con otro marco, podrías apreciar el valor que tiene seguir intentándolo a pesar de los obstáculos, el valor de la perseverancia, o el hecho de que estás aprendiendo lo que no funciona y estar cada vez más cerca de descubrir lo que sí funciona.

En definitiva, se trata de “reencuadrar” nuestros problemas, viéndolos como aprendizajes y experiencias, como “intentos” que nos sirven para seguir avanzando. Siempre podemos preguntarnos “¿qué puedo aprender de esta situación?”, “¿cual es la ventaja que esconde?”, “¿cómo sería yo sin esta experiencia?” o “¿cómo puedo ayudar a otros con lo que he aprendido?”.

Podemos ver un problema como una oportunidad, hasta un fracaso como un éxito. Depende de nosotros. La realidad se puede organizar en frames (marcos), atajos cognitívos que nos ayudan a dar sentido a la información compleja y a interpretar el mundo que nos rodea, a representarlo y organizarlo en categorías coherentes y comprensibles. El significado de toda experiencia depende del marco en el que se inserta y una de las claves del éxito es encontrar el contexto más útil para cada experiencia. Los verdaderos líderes son capaces de mirar las circunstancias a las que se enfrentan desde distintas perspectivas, replanteando las situaciones para entender lo que realmente está pasando y tratarlas de manera efectiva. El líder debe ser un constructor de nuevos marcos.

En definitiva ninguna experiencia es buena o mala en sí misma, sino que depende del ‘marco’ en el que se inserta. Para lograr un reframing efectivo estas son algunas preguntas que puedes plantearte cuando lo necesites:¿Este punto de vista me está ayudando para lograr mi objetivo?
¿En qué puede ser útil la experiencia que me ha ocurrido?
¿Qué otra cosa podría significar este evento?

Il reframing es una poderosa modalidad con la que cambiar una experiencia negativa; la aplicación de este método permite liberarse del estrés y del miedo.

Back To Top